Critical Thinking


1 comentario

La Calculadora Global

Esta herramienta gratuita nos permite predecir escenarios futuros con los datos ya introducidos o cambiarlos por otros más actualizados en relación al cambio climático. Calculadora Global se publica bajo licencia Creative Commons (atribución, no comercial) licencia (véase el sitio Creative Commons ). El subyacente de hoja de cálculo se publica bajo la licencia de Gobierno Abierto y fue producida por una colaboración  de más de 10 organizaciones internacionales. Su versatilidad , fácil manejo (diferentes idiomas) la hace muy interesante para la empresa privada, pública, ONGs y gobiernos además de poder utilizarse para la enseñanza en temas de energía, tierra, alimentaria y climática.

Las empresas encontrarán la herramienta útil para la comprensión de cómo su sector va a evolucionar a un nivel global en la transición a una baja en carbono 2050, los mercados que crecerán en el futuro y cómo sus empresas pueden aprovechar estas oportunidades y evitar riesgos potenciales.

Por ejemplo, las empresas de generación de electricidad podrían responder a preguntas como “¿Cuál es el papel de máximo potencial de las energías renovables y la nuclear en 2050?”; los productores de alimentos podrían responder a preguntas como: “¿Qué podría ser la demanda mundial de alimentos en 2050 en diferentes escenarios de crecimiento de la población y las preferencias dietéticas?”; productores de bioenergía podrían responder a preguntas: “¿Cómo podría la producción de bioenergía ser afectados por tasas de rendimiento y co-cultivo?”; y los fabricantes podrían responder a preguntas como: “¿Cuál es el potencial de la demanda mundial de electrodomésticos (específicamente televisores, lavadoras, etc.) en diferentes escenarios de la población futura, tamaño del hogar, y la vida útil de los bienes de consumo en el año 2050?”

La financiación para el modelo proviene de 2 fuentes principales:

  • El Gobierno del Reino Unido  que gastó £ 550.000 en la Calculadora Global, como parte de un proyecto más amplio para apoyar a otros países en la comprensión del futuro de sus sistemas energéticos.
  • Clima CCI asignó £ 480.000.

http://tool.globalcalculator.org/

El propósito del modelo Calculadora Global es ayudar a movilizar el apoyo de las empresas, las ONG y los gobiernos en las negociaciones de la CMNUCC en diciembre de 2015. La energía, los alimentos, la tierra y el sistema climático es muy compleja y los temas claves no son ampliamente entendidos fuera de la comunidad de expertos técnicos.  Este debate es fundamental para ayudar a movilizar el apoyo de un grupo amplio de partes interesadas (empresas, ONG, gobiernos) para una buena oferta en las negociaciones de 2015.

El objetivo es promover un debate más informado.

Las cuatro vías ejemplo muestran una serie de escenarios para abordar el cambio climático. Se trata de mostrar las ventajas y desventajas y mejorar nuestra comprensión de las opciones disponibles. El usuario puede probar diferentes opciones alrededor de la carne (por ejemplo, la cantidad o el tipo de carne que se consume) de opciones alrededor de la agricultura (por ejemplo, la intensidad de la ganadería y rendimiento de los cultivos), y ver el efecto que tendrán sobre la energía, las emisiones y el uso de la tierra. Los niveles están destinadas a representar la amplia gama de lo que es posible, basados ​​en evidencia creíble publicada y las opiniones de más de 150 expertos técnicos consultados durante el modelo de acumulación.


Deja un comentario

Una imagen y más de mil palabras.

Skeptical Science publicó las 97 Horas de Consensos con caricaturas y citas de 97 destacados científicos del clima, cada uno de ellos levantará la mano, si lo pides, para explicarte que es lo que piensa del cambio climático asimismo, si sigues su enlace demuestra porque lo dice a través de sus investigaciones en conclusión, todo lo que necesitas saber del calentamiento global en una imagen.
Captura2

Fuente:Skeptical Science


1 comentario

Video perverso

La campaña para persuadir a los inversionistas a sacar su dinero del sector de los combustibles fósiles está creciendo más rápido que cualquier campaña de desinversión anterior y puede causar un daño significativo a las empresas de carbón, petróleo y gas, según un estudio de la Universidad de Oxford .

Las evidencias científicas presentadas a todos los niveles de la participación más que razonable de los combustibles fósiles en el Cambio Climático, la velocidad con la que están recibiendo desinversiones de más rápido crecimiento que contra el tabaco y el apartheid, del mundo financiero justificándolo como, hay mas de tres veces lo extraído si deciden mantener el compromiso los gobiernos del mundo con el calentamiento global por debajo de los 2ºC y que la industria gastó más de $ 670bn en 2013  para exploración de reservas de carbón, petróleo y gas, inútiles si se aborda el cambio climático, ha dado lugar a una campaña perversa de la industria contaminante con el reclamo de San Valentín.

Tomemos el “reír de ti primero”. Esta caricatura involuntariamente hilarante, de un grupo frente a una empresa de relaciones públicas anti-ambiental bien conocido, sugiere que la venta va a matar a su “historia de amor” con los combustibles fósiles, básicamente dejándole vivir en una cueva oscura.

La sugerencia de que la desinversión se trata de poner fin a todo uso de combustibles fósiles mañana es una completa fantasía. La demanda real es para que los inversores dejen de comprar nuevas acciones y reequilibrar sus carteras de los combustibles fósiles en cinco años.

Pero los inversores tienen que mirar hacia adelante. “Es completamente erróneo suponer que el rendimiento de las acciones en los últimos 50 años va a ser el mismo para los próximos 50 años”, dice Ben Caldecott, de la Universidad de Smith Escuela de Empresa de Oxford y el Medio Ambiente.

Más cerca de la lucha que de la risa, con muchas dudas, es la afirmación de que el carbón es “el fundamento de la vida moderna” de la Alianza de Energía estadounidense , un grupo con vínculos con la industria de los combustibles fósiles .

“Tenemos un imperativo moral para asegurarse de que la gente puede refrigerar sus alimentos y medicinas, cultivos y plantas con fertilizantes y mantener sus casas iluminadas por la noche y el calor durante el invierno”, escriben los analistas de la AEA. “Todo esto es lo que los “activistas de desinversión” -con el consiguiente desprestigio para los cientificos- nos están pidiendo desinvertir, la piedra angular de la vida moderna.”

Sobre el 80% de todas las reservas de carbón va a tener que permanecer en el suelo para enfrentar el calentamiento global, vale la pena señalar que el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático, con el respaldo de 194 gobiernos, recientemente llegó a la conclusión de que hacerlo era a la vez asequible y esencial para aliviar la pobreza mundial .

Un nuevo ataque a la campaña de desinversión vino directamente de la industria del petróleo el miércoles. El nuevo informe encargado por la Asociación Independiente del Petróleo de América (IPAA), ​​ que se contradice con algunos estudios, no financiados por la industria petrolera, que indican  que la reciente desinversión  ha tenido un impacto positivo en los rendimientos y pueden reducir el riesgo de inversión: MSCI , consejero de Socios , Impax , Aperio , S & P Capital IQ y BNEF.

La realidad es que cada nación del planeta se ha comprometido a luchar contra el cambio climático, es decir, las perspectivas a largo plazo para la industria de los combustibles fósiles tienen un futuro incierto por lo menos. El presidente del Banco Mundial y el gobernador del Banco de Inglaterra entre otros advirtieron sobre el riesgo que representa para los activos de combustibles fósiles la acción por el cambio climático.

El movimiento de desinversión no trata de la quiebra de la industria inmensamente rica de los combustibles fósiles, económicamente. En cambio, la campaña apunta a la bancarrota moral y está apoyada por el arzobispo Desmond Tutu , que da testimonio de la fuerza de la desinversión para ayudar a derrotar al apartheid en Sudáfrica.

“Primero te ignoran, luego se ríen de ti, después te atacan, entonces ganas”. Gandhi

El mundo es un gran teatro

Deja un comentario

incasunCon la llamada del Secretario General de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, a la acción en su informe “El camino hacia la Dignidad”, ha finalizado la COP20/CMP10 LIMA o lo que es lo mismo comienza  el año del desarrollo sostenible, en seis meses deberá negociarse todo lo que durante más de dos largas decadas no se ha resuelto. Deseo que todos los planetas se alineen de tal forma que esto se haga posible y no resulte un fiasco como el fin del mundo, después de descifrarse el calendario azteca, aparecido en los medios de todo el planeta. Como ahora.

En julio de 2015, los líderes mundiales se reunirán en Addis Abeba, Etiopía, para trazar las reformas del sistema financiero mundial. En septiembre de 2015  se reunirán de nuevo para aprobar los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) para orientar las políticas nacionales y mundiales para el año 2030. Y en diciembre de 2015, los líderes se reunirán en París para adoptar un acuerdo global para atajar los crecientes peligros de origen humano para el cambio climático.

El objetivo fundamental de estas cumbres es poner el mundo en curso hacia un crecimiento inclusivo y sostenible. Esto significa un crecimiento que eleva el nivel de vida promedio, beneficia a la sociedad a través de la distribución de los ingresos, en lugar de sólo a los ricos y preserva el medio ambiente en lugar de agredirlo.

Hay cuestiones clave que dividen a los países: si un acuerdo climático global debe ser jurídicamente vinculante o no, la cantidad de ayuda a los países por “adaptación” al cambio climático y  la indemnización a los países en desarrollo por daños causados ​​por el cambio climático, conocida como “pérdida y daño”.

Pero ¿porque cuesta tanto tomar las decisiones? Veamos los actores y sus redes para conocer sus intereses, después el video “Gobernanza y mecanismos de participación” de una clase magistral en Análisis de Políticas Publicas.

Los actores y sus redes.

Los actores y sus redes.

DR. MARC PARÉS
WAGNER SCHOOL OF PUBLIC SERVICE, NEW YORK
UNIVERSITY-UAB

Así pues, satisfechos con el proceso, insatisfechos con los resultados.


Deja un comentario

Los Cazafantasmas

En la implementación de soluciones para la reducción de emisiones las ciudades han sido más efectivas y ambiciosas  que los gobiernos nacionales a través de sus políticas públicas destinadas a desalentar el uso de automóviles, la mejora de la eficiencia energética y la reducción de residuos enviados a vertederos. Seúl dice que va a reducir las emisiones un 40 por ciento en 2030. Ámsterdam se compromete a reducir las emisiones un 75 por ciento en 2040. Seattle tiene como objetivo eliminar todas las emisiones para el año 2050.

El principal problema es que todas las ciudades utilizan métodos diferentes de medición y reporte de sus emisiones de gases de efecto invernadero que si bien tienen sentido en un contexto local es difícil de comparar entre sí.  También es difícil desarrollar evaluaciones significativas de la contribución global  que están haciendo las ciudades para combatir el cambio climático y sin evaluaciones no hay transparencia, tan de moda estos últimos tiempos, tan difícil de conseguir estos últimos tiempos en las políticas públicas, será porque lo transparente no se ve o se ve demasiado. En fin, la medición de las emisiones es una ciencia compleja. Los cálculos son más difíciles en la escala geográfica de una ciudad que a través de todo un país.

Por ejemplo, las mediciones de la ciudad a escala se complican por la cuestión de cómo tratar a las emisiones “transfronterizas”, por ejemplo, los viajes en coche que se inician en Madrid y acaban en Barcelona, quien lo anota. Diferentes ciudades han adoptado diferentes enfoques para contar estos viajes. También difieren en términos de que gases de invernadero contar, algunos cuentan seis de ellos, mientras que otros se centran únicamente en el dióxido de carbono o el metano. Luego está la cuestión de qué fuentes de emisión contar. Algunas ciudades cuentan sólo las emisiones del transporte o los edificios, mientras que otros suman las emisiones de los procesos industriales o de residuos, por ejemplo.

La ISO 37120:2014 establece 46 medidas que las ciudades en todos los continentes pueden medir su desempeño

La ISO 37120:2014 establece 46 medidas que las ciudades en todos los continentes pueden medir su desempeño

Estos son el tipo de preguntas que el GPC, me niego aprender su nombre completo  “protocolo global de emisiones de gases de efecto invernadero de dimensión comunitaria”, pretende resolver de las ciudades, sobre que están rastreando y cómo reportar los datos. Fue desarrollado por el Instituto de Recursos Mundiales , el Grupo de Liderazgo Climático C40 y el Iclei (Gobiernos Locales por la Sustentabilidad).

“ha tomado 15 años para llegar a un enfoque que todos están de acuerdo”, dice Dan Hoornweg, profesor de la Universidad de Ontario Institute of Technology y ex funcionario del banco mundial, que ha estudiado los inventarios de emisiones de la ciudad en profundidad durante muchos años. ” ahora que lo tenemos, podemos dejar de debatir y empezar a hacer.”

Los detalles se anunciarán el 8 de diciembre en la Conferencia sobre el Cambio Climático de las Naciones Unidas en Lima. La nueva ISO 37120:2014, incorpora el GPC como su indicador de emisiones de gases de efecto invernadero. A mi modo de ver una herramienta de evaluación e información muy valiosa. Si en Paris 2015 no se adhieren todos los países será un fracaso.

Vivimos tiempos excepcionales y excitantes. Estarán conmigo que se ha creado lo que se llama una “ventana de oportunidad” en la que suele confluir una corriente y de la que se aprovecha el Policy Entrepreneur, lo excepcional es que en estos momentos confluyen tres corrientes: la de los problemas (crisis, burbuja), la de las políticas (cambio legislatura, cambio presidente) y la de las soluciones (determinados programas medioambientales). ¿Recuerdan Ghostbusters?

Ojalá entre un aire más saludable, es lo excitante.


Deja un comentario

Burbuja financiera vs burbuja climatica

La naturaleza de una crisis es su imprevisibilidad. Todos fuimos testigos durante la crisis financiera, una reacción en cadena de fallos  se produjo a partir de una parte del sistema  a la siguiente. Es fácil ver una sola parte pero no  calcular el efecto dominó que resulta. Ese tipo de contagio casi se llevó al sistema financiero mundial. Millones sufrieron. Muchos todavía lo hacen.

Estamos cometiendo el mismo error hoy en día con el cambio climático . Estamos viendo una burbuja climática que plantea enormes riesgos para el medio ambiente y la economía. Las señales de advertencia son claras y creciendo. Esta es una crisis que no podemos darnos el lujo de ignorar.  Tenemos que actuar ahora, a pesar de que hay mucho desacuerdo no debemos perder de vista los profundos riesgos económicos de no hacer nada.

 Mirando al 2008, es fácil ver las similitudes entre la crisis financiera y el desafío climático ahora.

Construimos en exceso endeudándonos, las emisiones de GEI superan los límites permitidos, ahora. Crédito fácil para financiar las viviendas, fomento excesivo de los combustibles en base a carbono, ahora. Expertos financieros entonces, los científicos del clima, ahora, tratando de entender lo que ven para modelar los futuros posibles. Riesgos potenciales de ser tremendamente perjudicial para una economía globalizada y el clima global, ahora.

Se evitó una catástrofe económica en el último minuto por rescatar un sistema financiero en colapso a través de la acción del gobierno. Pero el cambio climático es un problema más difícil de resolver. El dióxido de carbono que le estamos enviando a la atmósfera permanece allí durante siglos.

Hace menos de 10 años, el mejor análisis preveía que el derretimiento del hielo marino en el Ártico significaría veranos casi libres de hielo a finales del siglo XXI. El hielo se está derritiendo tan rápido que los veranos del Ártico prácticamente sin hielo podrían estar aquí en la próxima década o dos. La falta de hielo reflectante significa que más calor del sol será absorbido por los océanos, lo que acelera el calentamiento de ambos, océanos y  atmósfera, y en última instancia, el aumento del nivel del mar.

Foto:justin-lewis

Foto:justin-lewis

Los científicos han identificado una serie de umbrales potenciales  que, una vez cruzados, podrían causar, cambios irreversibles. No saben exactamente cuándo vamos a llegar a ellos, pero saben que debemos hacer todo lo posible para evitarlos. Las tendencias no están a nuestro favor.

Peor aún, en mayo, dos estudios independientes descubrieron que uno de los mayores umbrales ya ha sido alcanzado. La capa de hielo de la Antártida occidental ha comenzado a derretirse, un proceso que los científicos estiman que puede durar siglos, pero que con el tiempo podría elevar los niveles del mar en hasta 14 pies (más de 4 m.). Ahora que este proceso ha comenzado, no hay nada que podamos hacer para deshacer la dinámica subyacente. Dentro de 10 años serán otros los umbrales en ser cruzados.  

Para proteger a la ciudad de Nueva York, del crecimiento de los mares y las mareas se espera que cueste al menos $ 20 mil millones inicialmente, y, finalmente, mucho más. Y eso es sólo una ciudad costera. ¿Alguien puede calcular el coste de nuestras ciudades? Somos una península. ¿Y nuestras islas?

Es cierto que existe incertidumbre sobre el momento y la magnitud de estos riesgos y muchos otros. Pero aquellos que dicen que la ciencia es inestable o la  acción es demasiado costosa están simplemente tratando de ignorar el problema.  Viendo el cambio climático en términos de evaluación  y gestión de riesgos (la espera de más información antes de actuar) realmente están asumiendo un riesgo muy elevado. Nunca sabremos lo suficiente para resolver todas las incertidumbres. Pero sabemos lo suficiente como para reconocer que tenemos que actuar ahora.  Entre los científicos del clima y economistas que han dedicado sus carreras a esta cuestión no hay prácticamente ningún debate entre ellos, el planeta se está calentando y  la quema de combustibles fósiles es en gran parte responsable.

Foto: justin-lewis

Foto: justin-lewis

En un futuro con tormentas más severas, sequías más profundas, temporadas de incendios más largas y crecimiento de los mares que ponen en peligro las ciudades costeras pondría a la economía en riesgo al ignorar el cambio climático. Este es el cortoplacismo. Hay una tendencia, sobre todo en el gobierno y la política, para evitar centrarse en los problemas difíciles hasta que pincha el globo. Seríamos tontos de esperar que eso suceda a nuestro clima. A nuestros hijos o nietos, no debemos dejarlos con los costos económicos y ambientales del cambio climático. La gestión del riesgo es un principio conservador, como es la preservación de nuestro medio ambiente natural para las futuras generaciones.

La solución puede ser  facultar al mercado para encontrar la respuesta más eficiente. Podemos hacer esto al poner un precio a las emisiones de dióxido de carbono, un impuesto sobre el carbono. Poner un precio a las emisiones creará incentivos para desarrollar nuevas tecnologías energéticas más limpias.

Muchos economistas respetados, de todas las tendencias ideológicas, apoyan este enfoque. Podemos debatir la fijación de precios y la política de diseño apropiado y la forma de utilizar el dinero generado. Pero un precio al carbono cambiaría el comportamiento de los individuos y las empresas. Al mismo tiempo los subsidios deben ser eliminados. La energía renovable puede competir con los combustibles sucios una vez que los costos de la contaminación se contabilizan.

Este problema no se puede resolver sin un fuerte liderazgo por parte de los países en desarrollo. Europa y Estados Unidos son capaces de desarrollar nuevas tecnologías e innovar, a la vez este ultimo país junto con China son los dos mayores emisores de dióxido de carbono, no vamos a ser capaces de convencer a otros contaminadores de carbono a tomar las medidas urgentes que se necesita si no estamos haciendo todo lo que podemos hacer para frenar las emisiones de carbono y mitigar nuestros riesgos.

 Elaborar políticas que utilicen las fuerzas del mercado para ofrecer incentivos a los avances tecnológicos necesarios para hacer frente al cambio climático y la colocación de un impuesto sobre las emisiones de dióxido de carbono parece lo más razonable. 

El papel de los gobiernos, cada vez más, será llamado a ayudar a las comunidades y regiones afectadas por desastres relacionados con el clima como las inundaciones, las malas cosechas causadas por la sequía y las condiciones meteorológicas extremas, como tornados, huracanes y otras tormentas violentas. Todos vamos a estar pagando esos costos. No una vez, sino muchas veces.

El cambio climático es el reto de nuestro tiempo. Hemos visto y sentido los costos de subestimar la burbuja financiera. No vamos a ignorar la burbuja climática. Hay un tiempo para la valoración de la prueba y un tiempo para actuar.


Deja un comentario

La innovación es esencial para la transformación de los sistemas mundiales de energía.

La innovación es fundamental para el crecimiento económico ya que las tendencias a largo plazo en la productividad y el crecimiento están determinados en gran medida por las tendencias. La innovación es esencial para la transformación de los sistemas mundiales de energía, la agricultura y las ciudades, todos los aspectos de la economía. Los edificios consumen el 32% de la energía mundial y producen el 19% de las emisiones de gases de efecto invernadero relacionadas con la energía y se espera que el sector continúe creciendo sustancialmente en las próximas décadas, impulsado por la urbanización en el mundo en desarrollo. Por ambas razones económicas y ambientales, es importante maximizar la eficiencia con la que energía y materiales se utilizan en la construcción y la eficiencia de edificios nuevos u ocupados .La intensidad energética de un edificio depende de decisiones tomadas por varios agentes en distintos puntos en el tiempo, entre ellos arquitectos, urbanistas, constructores, propietarios y arrendatarios. Sin embargo, la cadena de valor de los edificios tiene un potencial de mejora muy sustancial en la creación de valor económico. Las tecnologías modernas también están cambiando el proceso de construcción. Estrategias de construcción modular y pre-montaje del conjunto pueden reducir significativamente el uso de la materia prima y el tiempo de construcción, la  pre-fabricación de los componentes permite a los constructores optimizar el uso de recursos durante la construcción.

Se está transformando incluso la construcción de madera. Paneles de laminado hechos de madera de bajo costo que están pegados o clavados juntos en capas, pueden ser diseñados para ser tan fuertes como el hormigón, más eficiente en energía e incluso resistente al fuego. La sostenibilidad es una motivación clave y sus defensores cuentan que la madera es un recurso renovable, requiere menos energía para hacer que el hormigón y el acero, además, contribuye a la captura de carbono. En el Reino Unido, la Alianza para la Construcción de Productos Sostenibles   (ASBP) estima que las políticas para fomentar un mayor uso de la madera, el cáñamo, la paja, lana y otros materiales “biogénicos” en todos los edificios del Reino Unido podría generar reducciones de emisiones netas de 10MtCO 2 por año para el 2020 y 22MtCO 2 por año para el 2050; las emisiones totales del sector en 2010 se estiman en 33 Mt de CO 2 e.

Sin embargo, la adopción de estas tecnologías suele ser inhibida por los costos iníciales de capital. Las innovaciones en los modelos de negocio están ayudando a hacer frente al desafío. Por ejemplo, a través de acuerdos de servicios de energía administrados, los proveedores independientes financiarán  poseer, operar y mantener las mejoras de eficiencia. A cambio, los propietarios pagan una tarifa basada en el ahorro de energía. Este modelo está creciendo rápidamente en popularidad

Nuevos productos también podrían perturbar los mercados de materiales de construcción más arriba en la cadena .Por ejemplo, los cementos innovadores han sido desarrollados bajos en carbono o incluso neto de carbono-negativo.  Considerando que el cemento tradicional deja una huella de carbono de alrededor de 0,6 toneladas de CO2 por tonelada de cemento producida sería evidente la mejora.

Sin embargo, los sectores del cemento y el acero son a menudo lentos en adoptar sustitutos desarrollados con la nueva tecnología, aunque sean económica y ambientalmente superioriores.

Hablar de algas que llegan a la escena como una fuente de cambio de juego de la energía no es nada nuevo. Pero en este caso innovador y singular.

La  casa BIQ fue construida como parte de la Exposición Internacional de la Construcción (IBA) en Hamburgo.

La  casa BIQ fue construida como parte de la Exposición Internacional de la Construcción (IBA) en Hamburgo.

 

En Hamburgo, Alemania, hay un vivo ejemplo de la posibilidad de una revolución  con algas, un caso de estudio atractivo, estético y práctico edificio en función. El proyecto es un complejo de apartamentos de 15 unidades que se abrió en abril de 2013 con 129 paneles de recubrimiento, 200 metros cuadrados de la superficie exterior del edificio, el edificio BIQ ha demostrado su valía y consigue el 50 por ciento de la independencia energética en su primer año.

Los paneles innovadores actúan como incubadoras. Las algas se colocan en los paneles y se suministran periódicamente nutrientes y dióxido de carbono. Como las algas se multiplican por fotosíntesis, la energía, el calor se produce y se utiliza en las unidades residenciales. El exceso de biomasa de algas se cosecha con regularidad y se convierte en biocombustibles, nutrientes y productos farmacéuticos fuera del sitio. Las algas no sólo producen una cantidad significativa de calor, también se nutre de dióxido de carbono en exceso y puede asimilar nitrógeno libre y fósforo, lo que resulta una fregadora económica ideal para algunos procesos industriales.

Las algas verdes, parece, jugarán un papel muy importante en la determinación del futuro potencial de esta tecnología, que tiene como objetivo proporcionar sombra y una fuente de combustible renovable para el edificio experimental.

Las micro algas utilizadas en las fachadas se cultivan en biorreactores de vidrio con pantalla plana que miden 2,5 m x 0,7 m. En total, 129 biorreactores han sido instalados en las caras del este al oeste y al sur del edificio residencial de cuatro pisos. El corazón del sistema es el centro de gestión de energía totalmente automatizado donde el calor solar térmico y las algas se concentran en un bucle cerrado para ser almacenados y luego fermentadas para generar agua caliente.

Conocido como “SolarLeaf”, este innovador sistema de fachada es el resultado de tres años de investigación y desarrollo por Colt Internacional en base a un concepto de bio-reactor desarrollado por SSC Ltd y el trabajo de diseño dirigido por el consultor de diseño e ingeniería de la firma internacional, Arup. El apoyo financiero provino de la iniciativa de investigación del Gobierno alemán “ZukunftBau”.

“Hemos hecho la investigación. Tenemos las unidades en su lugar. Ahora a medida que añadimos las micro algas vamos a ver por primera vez cómo la fachada- biorreactor funciona en una situación de la vida real. Es una prueba para la tecnología,  que también representa un gran paso adelante. Si podemos demostrar que las micro algas pueden convertirse en una nueva fuente viable de producción de energía sostenible, podemos transformar el entorno urbano, así como brindar a arquitectos una nueva fuente de inspiración “.

-Jan Wurm, Europa Líder de Investigación de Arup

Así sea.


Deja un comentario

Damos la bienvenida a los compromisos asumidos pero son claramente insuficientes.

Dos prominentes iniciativas económico-investigación proporcionan pruebas empíricas convincentes para apoyar el mensaje de la cumbre de la ONU. El primero titulado “Risky Business” se puso en marcha a principios de este año por el ex alcalde de Nueva York  Michael Bloomberg y el ex secretario del Tesoro de Estados Unidos Henry Paulson entre otros. El informe  se centra en el costo para los Estados Unidos de no actuar sobre el cambio climático e indica que sera de medio billón de dólares y alrededor del 70% de la producción agrícola, sujeto a los riesgos climáticos este siglo. Si no se mitiga también podría dar lugar a graves daños a la productividad del trabajo el motor más importante de la prosperidad de cualquier país.  El otro la Comisión Mundial sobre la nueva Economía del Clima  presidido por el ex presidente de México, Felipe Calderón. Su informe “Stern, 2” (encargado conjuntamente por Colombia, Etiopía, Indonesia, Noruega, Corea d el Sur, Suecia, y Reino Unido) examina los costos económicos y las oportunidades derivadas de la acción para abordar el cambio climático. El informe concluye que los beneficios de la acción son muy superiores a los costos (otra vez) algo muy importante, ya que estimulan aún más la acción.

mediaadvisorylogo

El secretario general de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon  pidió mostrar liderazgo a los dirigentes mundiales en la apertura de la cumbre. El mensaje de Ban fue simple: Más allá del largo plazo en ventajas de la medida, los países y las empresas podrían beneficiarse en el corto plazo.

Los líderes del mundo contestaron que tomarán sus responsabilidades con el calentamiento global preocupante, con promesas  de redoblar sus esfuerzos, pero los resultados concretos de esta cumbre histórica parecen exiguos. China e India (BRICS) y Australia han enviado a Nueva York representantes de un nivel bajo, lo que ha arrojado una sombra sobre esta cumbre especial por el número y la diversidad de participantes: 120 jefes de Estado y de Gobierno, más de 200 empresas y muchas ONG.

El Fondo Verde de las Naciones Unidas  ha recogido 2,3 mil millones de dólares  muy lejos de los objetivos de atraer $ 10 mil millones para el final del año y 100 mil millones de dólares al año a partir de 2020.

El Sr. Ban también dijo que los bancos privados se comprometieron el martes para emitir bonos verdes por una suma de $ 20 mil millones y que las aseguradoras quieren “duplicar su inversión verde” para el año 2015, 82 mil millones.

En la plataforma de la cumbre, el presidente Barack Obama hizo una llamada a la conclusión de un acuerdo “ambicioso” en la conferencia de París 2015. Prometió que Estados Unidos, que tiene una “responsabilidad especial” asuma su parte de la carga para contrarrestar la “amenaza urgente y creciente del cambio climático. “Haciéndose eco, de acuerdo con una encuesta del Consejo de Asuntos Globales de Chicago el martes, la mitad de los estadounidenses encuestados creen que su gobierno no está haciendo lo suficiente para abordar el cambio climático.

El viceprimer ministro Zhang Gaoli que representa China, uno de los mayores contaminantes con la India y los Estados Unidos dijo que su país “trabaja con otros para construir un futuro mejor.” Pero reiteró que los países desarrollados deben “respetar su obligación de apoyar financieramente y a través de su tecnología a los países en desarrollo.”

Como era de esperar la cima rápidamente tuvo sus  reacciones a través de los grupos ambientales. Oxfam-Francia, en referencia al anuncio de  Holland, mil millones “es un tímido primer paso que puede no ser suficiente” y “muchas preguntas permanecen sobre los detalles” del anuncio francés.

Greenpeace cree que el anuncio es “una importante señal de apoyo a los países más vulnerables”, pero también lamenta que “los detalles no están claros.” La organización también lamentó que “el gobierno de Obama sigue permitiendo la industria de exploración y explotación de carbón, petróleo y gas en la propiedad pública.”

“Damos la bienvenida a los compromisos asumidos pero son claramente insuficientes”, comentó por su parte ActionAid.

Los gobiernos deben encabezar el progreso, persiguiendo objetivos a largo plazo como el ambicioso programa de Alemania Energiewende , un ejemplo a seguir. La reforma del mercado financiero destinado a impulsar la salud a largo plazo de la economía real es un ejemplo de ello. Esto no es sólo una tendencia en los países desarrollados. Empresas de países en desarrollo a menudo alentadas por sus gobiernos a través de la contratación y los incentivos fiscales están trabajando cada vez más los riesgos climáticos en sus estrategias de negocio.

No hay sustituto para la conciencia social y la acción concertada.

No hay sustituto para la conciencia social y la acción concertada.

Otra área en la que se ha hecho un progreso significativo es en la energía limpia, con el aumento de la inversión, especialmente en los países en desarrollo. De 2004 a 2012, la inversión de energía limpia procedente de países fuera de la OCDE aumentó de $ 4.9 mil millones a $ 72.6 mil millones casi la mitad del total mundial presumiblemente basado en el reconocimiento de que la disminución de la contaminación implica grandes beneficios ambientales y de salud. China ha hecho la mayor contribución canalizando más de $ 23 mil millones hacia la energía renovable desde 2004. Pocos dudan de que la energía renovable con el tiempo sea más barata que los combustibles fósiles.

El cambio climático está avanzando demasiado rápido para esperar a que el mercado resuelva el problema, dado que las industrias intensivas en carbono siguen siendo rentables, siguen atrayendo inversión significativa y poderosos actores financieros se benefician de este enfoque miope, mientras esto suceda, la financiación no fluirá hacia el desarrollo y despliegue de las energías renovables. Por eso la presión y el  impacto de la opinión pública, que ya está empezando a volverse en contra de empresas obstinadas, debe ser tenido en cuenta. En las negociaciones mundiales del clima que alcanzaran su fecha límite en Paris 2015 el interés propio puede ser una herramienta útil pero, en última instancia, no hay sustituto para la conciencia social y la acción concertada.  


2 comentarios

Acción contra el cambio climático con enfoque basado en el mercado.

En el pasado, la acción contra el cambio climático se ha visto en gran medida como contrario al crecimiento económico y un sacrificio de la prosperidad por el bien del medio ambiente. Hoy en día, sabemos que al tomar medidas para mitigar el cambio climático, las empresas promueven el crecimiento sostenible y la creación de empleo de calidad.

Los Estados Unidos, por ejemplo, han añadido 1,2 millones de empleos “limpios” a la economía desde enero, según  el Instituto Ecotech . Desde el año pasado, el empleo ha aumentado en más del 115% en la industria solar, y trabajos relacionados con la eficiencia energética han aumentado más del 50%.

En China, la Agencia Internacional de Energías Renovables informa que más de 1,7 millones de personas ya están empleadas en el sector de las energías renovables. Red Global Climática estima que siete millones de puestos de trabajo adicionales se podrían crear si se cumplen los objetivos del gobierno para la energía eólica, solar e hidroeléctrica. A nivel mundial, se estima que 5,7 millones de personas estaban empleadas directa o indirectamente en la industria global de energía renovable en 2012,  una cifra que podría triplicarse para el año 2030.

ecotech-v2-news

Por supuesto, la expansión de las energías renovables por sí sola no es suficiente para combatir el cambio climático. También son necesarias para mejorar la capacidad del medio ambiente maneras más inteligentes de gestión de los activos naturales como los bosques, fuentes de agua dulce, los suelos y la biodiversidad  del planeta para absorber las emisiones de dióxido de carbono y  aumentar la capacidad de las comunidades y los países para adaptarse al cambio climático.

Una iniciativa que aborda el cambio climático desde ambos ángulos es de Sudáfrica Programa Ampliado de Obras Públicas , lo que generó un millón de oportunidades de empleo en su primera fase de cinco años, y tiene como objetivo crear 4,5 millones más a finales de este año. El programa hace hincapié en los humedales y los bosques de rehabilitación y manejo del fuego. Incluso trata la inclusión social, con muchos de los empleados procedentes de grupos vulnerables, como madres solteras. Del mismo modo, de la India Ley de Garantía de Mahatma Gandhi National Rural Employment tiene por objeto garantizar la seguridad de subsistencia en las zonas rurales, proporcionando por lo menos 100 días de empleo con salario garantizado a todos los hogares por realizar un trabajo manual no calificado. En Brasil, el programa Bolsa Verde (“Green Grant”)  ofrece incentivos a las familias pobres para llevar a cabo el trabajo de conservación en las reservas naturales locales. Hay planes para extender el programa a 300.000 familias, y para añadir otros proyectos amigables con el clima, como los planes de energía renovable. Colombia y México han introducido iniciativas similares.

El hecho de que dos de los desafíos más extendidos de la actualidad el cambio climático y el desempleo (especialmente entre los jóvenes y los no calificados) se puedan abordar de forma simultánea, con políticas que se refuerzan mutuamente, deja a los gobiernos e instituciones internacionales sin excusa para la inacción. La OIT y la Convención sobre Cambio Climático de la ONU reconocen esto, pero no pueden hacerlo solos. Algunas empresas energéticas se mostraron reticentes para reducir la contaminación de lluvia ácida finalmente se consiguió un 72% de disminución, mucho más rápido y barato de lo que nadie esperaba durante el periodo 1992- 2012 de las concentraciones de dióxido de azufre.

Personas pertenecientes al Programa Ampliado Obras Publicas-Sudafrica

Personas pertenecientes al Programa Ampliado Obras Publicas-Sudafrica

 Los mercados son una poderosa fuerza para bien o para mal. Pueden permitir formación y prosperidad para millones de personas además de enormes avances en la tecnología.

Las siete industrias más contaminantes, representan el 80% de las emisiones CO 2, emplean  el 10% de la fuerza laboral . El crecimiento del empleo en la economía baja en carbono puede compensar fácilmente estas pérdidas. Sin duda, algunas de estas son inevitables para dar paso a empresas más sostenibles. La gestión de estas pérdidas es esencial para asegurar una “transición justa” hacia una economía de neutralidad climática. Los fenómenos meteorológicos extremos, que aumentarán en frecuencia e intensidad a medida que aumentan las temperaturas globales, como el huracán Katrina, que golpeó Nueva Orleans en 2005, ese año, hizo desaparecer 40.000 empleos. El ciclón Sidr, que azotó Bangladesh en 2007, interrumpió varios cientos de miles de pequeñas empresas y afectó negativamente a más de 560.000 puestos de trabajo. En otras palabras, la acción climática no sólo creará nuevos puestos de trabajo si no que preservara ya existentes. Está claro que la búsqueda del beneficio es una fuerza muy poderosa en el mundo moderno, por lo que a menudo hay que crear condiciones en las que los inversores, inventores y empresarios sin dejar de mencionar los agricultores, ganaderos y pescadores tengan un incentivo económico para proteger el medio ambiente. El uso de las palancas económicas para reducir la contaminación puede ser muy eficaz.

El logro de un acuerdo sobre el clima mundial significativo en el próximo año la Conferencia del Clima de las Naciones Unidas sobre el Cambio (CMNUCC) , que avanza la visión a largo plazo de un mundo neutral para el clima para el 2050 , incrementaría sustancialmente el potencial de crear empleos verdes de alta calidad. La alternativa, el crecimiento continuo de emisiones CO 2, no sólo limitaría este potencial minaría la producción económica, de acuerdo con estimaciones de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), reduciría la productividad en más de un 7%, de media, en todo el mundo. Por otra parte, los gobiernos deben iniciar la conversión y desarrollo de habilidades para que los trabajadores puedan aprovechar las nuevas oportunidades de empleo en la energía limpia y la gestión de los recursos naturales. Después de todo, la creación de puestos de trabajo no significa mucho si la mano de obra no está formada para llenarlos.

Al poner el planeta en el camino hacia la des-carbonización, los líderes mundiales reunidos en Nueva York para la cumbre climática de la ONU este mes y en París 2015 para el próximo año CMNUCC pueden entregar un  mundo más seguro, prospero y saludable que proporcione a millones trabajos decentes y oportunidades. Es una oportunidad que todos deben aprovechar.


Deja un comentario

¿Que está pasando?

Recientemente se han producidos dos sucesos preocupantes relacionados con el cambio climático que se han paseado por las primeras páginas de los periódicos y han sido motivo de debate a todos los niveles.

Una afirmación aparecida en el Wall Street Journal, el calentamiento global “se ha detenido”, incluso en algunos medios  han publicado“se ha reducido”.

El columnista  del Wall Street Journal que sostuvo que puede no ser necesaria una acción urgente sobre el clima, después de todo, está desacreditado por la comunidad científica internacional por sus extravagantes afirmaciones que se suceden desde hace tiempo sin ninguna base. El mismo WSJ tuvo que ponerle en cuarentena a raíz de un artículo en 2013.

Es evidente que los registros de temperatura minimizan la tasa de calentamiento, ya que faltan datos clave desde lugares de difícil acceso en el Ártico y en África  que están calentando a un ritmo considerablemente más rápido que el promedio mundial. Las estaciones meteorológicas son escasas en los polos y en los desiertos, y las mediciones irregulares de la temperatura en una escala mundial pueden influir en los registros de temperatura. Cuando las técnicas más avanzadas se despliegan para llenar los vacíos de datos, el modelo muestra que el ritmo de calentamiento, de hecho, no ha disminuido ni se ha detenido.

El calor atrapado que afecta realmente a la atmosfera es el 2%,  y el 90 por ciento termina en el océano, debido a que la capacidad térmica del océano es tan grande se necesita mucha más energía para elevar la temperatura del océano del que se necesita para calentar el ambiente. Así que la enorme cantidad de energía que está acumulando el océano no es tan obvia pero si muy alarmante, como se desprende del último informe del  Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC) en el apartado relativo a los océanos.

Hay "falta de datos en la red de estaciones del tiempo, especialmente en el Ártico," el lugar de más rápido calentamiento del planeta. Cuando se agrega el Ártico de nuevo en (líneas gruesas), gran parte de la llamada hiato en el calentamiento global de la temperatura de superficie se ve en los datos sin corregir (líneas finas), se desvanece. Vía Clima verdadero .

Hay “falta de datos en la red de estaciones del tiempo, especialmente en el Ártico,” el lugar de más rápido calentamiento del planeta. Cuando se agrega el Ártico de nuevo en (líneas gruesas), gran parte de la llamada hiato en el calentamiento global de la temperatura de superficie se ve en los datos sin corregir (líneas finas), se desvanece. Vía Clima verdadero .

Tampoco debería sorprendernos ( indignarnos, si) que el poder político muestre su cara más oscura en boca del  primer ministro australiano, Tony Abbott, quien en el pasado ha llamado “una mierda absoluta” el calentamiento global, anunció el lunes que no iba a participar en la cumbre de la ONU sobre el cambio climático el 23 de septiembre en sí mismo no sería noticia, todo el mundo conoce su filiación, pero el gobierno que lidera solamente en el año en curso, ha dado su visto bueno en enero al proyecto de descarga en las aguas del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco el dragado de residuos – hasta tres millones de metros cúbicos – como parte de un plan de actualización del puerto de exportación de carbón en Abbot Point, al norte del Estado de Queensland (noreste). Esta decisión causó un escándalo. La Unesco instó Australia aplicar medidas para proteger el sitio y evitar su colocación en lista del Patrimonio Mundial en Peligro en 2015  la Gran Barrera de Coral, extensión de 345.000 km2 a lo largo de la costa oriental, la más grande del mundo con 3000 “sistemas” de arrecifes y cientos de islas tropicales. Durante años la barrera está sufriendo por el calentamiento global, la propagación de un coral de estrella de mar, asumiendo las descargas masivas de nitratos y pesticidas de granjas y el desarrollo industrial en la costa debido al auge de la minería. El Fondo Mundial para la Naturaleza dijo que “miles de millones no millones” de dólares tienen que ser invertidos en el arrecife para reducir la contaminación y reparar los ecosistemas degradados.

Como guinda en el pastel el gobierno que preside este eco-escéptico derogaba en julio el impuesto sobre el carbono, introducido por el anterior gobierno laborista.

 El archivo muestra blanqueo en un arrecife de coral a medio camino en la isla de Australia Gran Barrera de Coral  © AIMS / AFP / Archivo Ray Berkelmans

El archivo muestra blanqueo en un arrecife de coral a medio camino en la isla de Australia Gran Barrera de Coral
© AIMS / AFP / Archivo Ray Berkelmans

La respuesta la encontramos a la vuelta de la esquina: el 23 de septiembre se celebra la Cumbre del Clima de las Naciones Unidas, el primer paso junto con Lima para llegar a un consenso en Paris 2015, y no debería extrañarnos ya que están en juego intereses de corporaciones muy poderosas y poderes políticos cuyos únicos objetivos están estrechamente fundamentados en desempeños económicos sin importarles lo más mínimo el futuro próximo del planeta que demandamos la sociedad civil para nosotros y nuestras generaciones futuras. Debemos confiar en la comunidad científica.