Critical Thinking


1 comentario

La Calculadora Global

Esta herramienta gratuita nos permite predecir escenarios futuros con los datos ya introducidos o cambiarlos por otros más actualizados en relación al cambio climático. Calculadora Global se publica bajo licencia Creative Commons (atribución, no comercial) licencia (véase el sitio Creative Commons ). El subyacente de hoja de cálculo se publica bajo la licencia de Gobierno Abierto y fue producida por una colaboración  de más de 10 organizaciones internacionales. Su versatilidad , fácil manejo (diferentes idiomas) la hace muy interesante para la empresa privada, pública, ONGs y gobiernos además de poder utilizarse para la enseñanza en temas de energía, tierra, alimentaria y climática.

Las empresas encontrarán la herramienta útil para la comprensión de cómo su sector va a evolucionar a un nivel global en la transición a una baja en carbono 2050, los mercados que crecerán en el futuro y cómo sus empresas pueden aprovechar estas oportunidades y evitar riesgos potenciales.

Por ejemplo, las empresas de generación de electricidad podrían responder a preguntas como “¿Cuál es el papel de máximo potencial de las energías renovables y la nuclear en 2050?”; los productores de alimentos podrían responder a preguntas como: “¿Qué podría ser la demanda mundial de alimentos en 2050 en diferentes escenarios de crecimiento de la población y las preferencias dietéticas?”; productores de bioenergía podrían responder a preguntas: “¿Cómo podría la producción de bioenergía ser afectados por tasas de rendimiento y co-cultivo?”; y los fabricantes podrían responder a preguntas como: “¿Cuál es el potencial de la demanda mundial de electrodomésticos (específicamente televisores, lavadoras, etc.) en diferentes escenarios de la población futura, tamaño del hogar, y la vida útil de los bienes de consumo en el año 2050?”

La financiación para el modelo proviene de 2 fuentes principales:

  • El Gobierno del Reino Unido  que gastó £ 550.000 en la Calculadora Global, como parte de un proyecto más amplio para apoyar a otros países en la comprensión del futuro de sus sistemas energéticos.
  • Clima CCI asignó £ 480.000.

http://tool.globalcalculator.org/

El propósito del modelo Calculadora Global es ayudar a movilizar el apoyo de las empresas, las ONG y los gobiernos en las negociaciones de la CMNUCC en diciembre de 2015. La energía, los alimentos, la tierra y el sistema climático es muy compleja y los temas claves no son ampliamente entendidos fuera de la comunidad de expertos técnicos.  Este debate es fundamental para ayudar a movilizar el apoyo de un grupo amplio de partes interesadas (empresas, ONG, gobiernos) para una buena oferta en las negociaciones de 2015.

El objetivo es promover un debate más informado.

Las cuatro vías ejemplo muestran una serie de escenarios para abordar el cambio climático. Se trata de mostrar las ventajas y desventajas y mejorar nuestra comprensión de las opciones disponibles. El usuario puede probar diferentes opciones alrededor de la carne (por ejemplo, la cantidad o el tipo de carne que se consume) de opciones alrededor de la agricultura (por ejemplo, la intensidad de la ganadería y rendimiento de los cultivos), y ver el efecto que tendrán sobre la energía, las emisiones y el uso de la tierra. Los niveles están destinadas a representar la amplia gama de lo que es posible, basados ​​en evidencia creíble publicada y las opiniones de más de 150 expertos técnicos consultados durante el modelo de acumulación.

Anuncios


Deja un comentario

Cerezas azules o rojas.

Uno de los errores más comunes entre los inconformistas del clima es la diferencia entre el corto plazo y la señal a largo plazo. Esta animación muestra cómo los mismos datos de temperatura (verde) que se utiliza para determinar la tendencia al calentamiento del aire de 0,16 ° C por década (rojo) se pueden utilizar de forma inapropiada a ” cherry picking “, en cortos períodos de tiempo que muestran una tendencia al enfriamiento simplemente porque los puntos finales son cuidadosamente elegidos y la tendencia está dominada por el ruido a corto plazo en los datos (pasos azules). ¿No es extraño cómo seis períodos de enfriamiento pueden agregar hasta una tendencia de calentamiento clara en las últimas 4 décadas?

La escalera

La escalera

Hay varios factores que pueden tener un gran impacto en las temperaturas a corto plazo, tales como los ciclos oceánicos El Niño o el ciclo solar de 11 años. Estos ciclos de corto plazo no tienen efectos a largo plazo sobre la temperatura de la Tierra a diferencia de la tendencia al alza continua causada por el calentamiento global de las emisiones de gases de efecto invernadero humanos. Los datos (verdes) son los obtenidos mensualmente por GISS NASA, datos de anomalías de temperatura en la superficie mundial desde enero 1970 hasta diciembre de 2014, con las tendencias lineales para los períodos de tiempo cortos, enero 1970 a octubre 1977, abril 1977 a diciembre 1986, abril 1987 a octubre 1996, agosto 1997 a diciembre 2002, enero 2003 a junio 2012 y julio 2012 a febrero 2014 (azul ), y que muestra también la tendencia lineal mucho más fiable para el período de tiempo completo (rojo).

Cherry_Tree_500

Cherry picking Climático. Una elección selectiva (o engañosa) de los hechos (o cerezas) podría ser utilizado para afirmar que se trata de un árbol que produce cerezas azules. 


Deja un comentario

Una imagen y más de mil palabras.

Skeptical Science publicó las 97 Horas de Consensos con caricaturas y citas de 97 destacados científicos del clima, cada uno de ellos levantará la mano, si lo pides, para explicarte que es lo que piensa del cambio climático asimismo, si sigues su enlace demuestra porque lo dice a través de sus investigaciones en conclusión, todo lo que necesitas saber del calentamiento global en una imagen.
Captura2

Fuente:Skeptical Science


Deja un comentario

Historia del libro arbol

Erase una vez…

El libro Mi papá estuvo en la Selva de la editorial Pequeño Editor de Buenos Aires, para niños había estado  por un tiempo en un formato estándar. Pero el editor quería rediseñarlo.

El libro Mi papá estuvo en la Selva, de la editorial Pequeño Editor de Buenos Aires, para niños había estado por un tiempo en un formato estándar. Pero el editor quería rediseñarlo.

A pesar del aumento de los e-books, los libros de la mayoría de los niños todavía se hacen de los árboles.

A pesar del aumento de los e-books, los libros de la mayoría de los niños todavía se hacen de los árboles.

"Tiene un mensaje entrañable relación con el respeto que debemos a todos los seres vivos", dice Raquel Franco, directora editorial. Pero nos preguntábamos cómo tomar este mensaje incluso más profundo. Queríamos desarrollar una acción de comunicación de gran alcance con un peso metafórico." Cada página se imprime con tintas no tóxicas y se siembra con semillas de la jacaranda, un árbol originario de Argentina. "

“Tiene un mensaje entrañable de relación con el respeto que debemos a todos los seres vivos, comunica la editorial. pero nos preguntábamos cómo tomar este mensaje incluso más profundo. Queríamos desarrollar una acción de comunicación de gran alcance con un peso metafórico.” Cada página se imprime con tintas no tóxicas y se siembra con semillas de la jacaranda, un árbol originario de Argentina. 

La Jacaranda es un árbol que proporciona una excelente sombra y ofrece una gran cantidad de oxígeno en el medio ambiente además de un excelente perfume", dice Franco.

La Jacaranda es un árbol que proporciona una excelente sombra y ofrece una gran cantidad de oxígeno en el medio ambiente además de un excelente perfume.

Antes de plantar el libro, los niños riegan la cubierta para ayudar a germinar las semillas dejándolo en un lugar soleado en el interior. Una vez que las semillas han germinado, el libro puede ir al exterior.

Antes de plantar el libro, los niños riegan la cubierta para ayudar a germinar las semillas dejándolo en un lugar soleado en el interior. Una vez que las semillas han germinado, el libro puede ir al exterior.

Finalmente el documento brotará de nuevo en un mini-bosque de árboles jóvenes jacaranda.

Finalmente el documento brotará de nuevo en un mini-bosque de árboles jóvenes jacaranda.

Un nuevo libro de imágenes está diseñado como un recordatorio del hecho.

Un nuevo libro de imágenes está diseñado como un recordatorio del hecho.

El arbol Jaracandá. Sin palabras.

El arbol Jaracandá. Sin palabras.


Deja un comentario

CACW. Cambio de actitud para cambiar el mundo.

En la década de 1970,  la industria del tabaco reveló cómo confundir al público acerca de la vinculación de fumar con el cáncer. La forma más eficaz para neutralizar la evidencia científica es plantear dudas acerca de la ciencia. Esta misma estrategia persiste y resulta eficaz, ahora, para confundir a gran parte de la opinión pública sobre el cambio climático.

Falacia logica a traves de la tergiversación.

Falacia logica a traves de la tergiversación.

¿Cuáles son los métodos utilizados para la fabricación de dudas acerca de la ciencia del clima?

Poner en duda la evidencia científica de diferentes formas, tergiversando artículos alegando que dicen algo que no hacen (falacias lógicas)  coger datos (cherry picking) sin tener en cuenta el cuerpo completo de las pruebas, por ejemplo:

(2) “hechas por el hombre las emisiones de dióxido de carbono a lo largo de la historia humana constituyen menos del 0,00022 por ciento del total, naturalmente, emitida por el manto de la tierra durante la historia geológica.”

Cherry Picking: Esto es exacto, pero el problema es que dos escalas de tiempo muy diferentes se comparan, 150 años frente a 4,5 mil millones años. Basándose sólo en estas cifras, ¿se puede calcular la proporción de las emisiones medias anuales de los humanos? Tratar de comparar las emisiones totales de dos períodos de tan diferente longitud es como comparar la cantidad bebida de agua en toda la vida con la cantidad ingerida durante un ahogamiento.

19) “A petición de los científicos que tratan de decirle al mundo que la representación política y mediática del calentamiento global es falso fue presentado en el llamamiento de Heidelberg en 1992. Hoy en día, más de 4.000 firmantes, entre ellos 72 premios Nobel, de 106 países han firmado ella”.

Falsos expertos o Minoría magnificada: Si alguien tiene un tumor cerebral ¿quien será preferible que le opere un neurocirujano o un dentista? El 97% de los científicos del clima opinan que la mayor parte del cambio climático es antropogénico.¿Podemos generalizar un premio nobel como científico del clima?

38) “El mundo “calentado” por 0,07 +/- 0,07 grados C 1999-2008, no los 0,20 grados C esperado por el IPCC”.

descarga

 

Falsas expectativas: como se puede apreciar la temperatura medida por 4.567 estaciones en todo el mundo, en la franja temporal en cuestión, marca 0,252ºC, de hecho, un 25% más de lo esperado por el IPCC. Son libres de comprobarlo con un simulador.

 (91)”Las estadísticas de la temperatura media mundial aceptados utilizados por el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático muestran que el calentamiento terrestre se ha producido desde 1998”.

Mire cuidadosamente el comunicado. ¿Por qué elegir 1998 como punto de partida? Puede parecer un ejercicio arbitrario pero en realidad ha sido cuidadosamente elegido, 1998 fue un año excepcional en la década de 1990 con un fuerte efecto de El Niño y mucho más caliente que cualquier otro año. En general, desconfíe de cualquier declaración que implica una elección extraña exacta de inicio o de finalización para un conjunto de datos. Sólo ciertos conjuntos de datos muestran lo que afirma y sólo si se interpreta de una manera dudosa.  Un vistazo a este gráfico de temperaturas sacado de la revista New Scientist  lo confirma.

También podemos apreciar teorías de la conspiración (correos electrónicos), muchos saltos a conclusiones (afirmaciones sin evidencias), cortinas de humo, etc.

En conclusión, tienen ustedes el enlace Sunday Express y la categorización FLICC, solo falta tiempo.

Captura2

 


Deja un comentario

Comunicación verbal y NO verbal

A principios de 1998, algunas de las mayores compañías de combustibles fósiles en el mundo urdieron un plan  para ocultar lo que entonces ya parecía evidente para la mayor parte de los científicos,  el hombre aceleraba el cambio climático a nivel global.

Este hecho, filtrado en la portada del New York Times de la época, demostraba que representantes de las principales empresas de combustibles fósiles y  grupos  industriales habían unido fuerzas con los operativos de los principales think tanks conservadores y expertos en relaciones públicas para elaborar lo que llamaron su plan de Global Climate Science Comunicaciones (GCSC).

A nadie le gusta ser encasillado, pero el etiquetado y la lucha contra este es inevitable en cualquier debate polémico, por ejemplo, los ‘pro-vida’ en los argumentos sobre el aborto (implica que apoyar el aborto es “anti-vida”),  la campaña ”muerte digna” (sugiere que sus oponentes están a favor de una muerte indigna), por tanto categorías y clasificaciones definen los debates.

En 2012, el periódico británico Sunday Express publicó una lista de 100 supuestas razones por las que el cambio climático es natural. Estas razones fueron presentadas como válidas, pero en realidad cometen falacias. Identificarlas no es el asunto capital, aunque en rigor debería serlo, tendré la oportunidad de comentarlo próximamente.

images (1)

Pero el cambio climático ha sido y es rastreado  de manera obsesiva (y a menudo mordaz). Ya sea el “negador”, “lukewarmer ” escéptico o alarmista ‘, nadie es feliz con la etiqueta de su caja y con frecuencia este sello binario está produciendo un discurso inútilmente antagónico y combativo sobre el cambio climático ya que es políticamente complejo y soporta una gran carga emocional. Ser capaz de clasificar a la gente en base a sus actitudes tiene mucho sentido pero todo parece indicar que las etiquetas populares acentúan la división en lugar de promover el dialogo.

Quizás  lo más importante de estos posicionamientos binarios (y muchas veces despectivos) es que simplemente no captan la amplitud de la opinión pública, que en su mayor parte no es ni “alarmista” ni “negacionistas” sobre el cambio climático. Ni tan siquiera la semántica ayuda en estas palabras ya que ambas invocan estereotipos sobre la salud mental y la última el fantasma del antisemitismo, termino doblemente problemático, cambiarlo por “escéptico” no sirve de mucho dado que ha llegado a describir los puntos de vista de aquellos que niegan la ciencia convencional en muy diferentes ámbitos. En conclusión casi mejor abordar el problema desde el sistema decimal que tiene muchos más matices.

Un trabajo reciente ( Nature Climate Change ) sostiene que la aceptación pública del consenso científico sobre el cambio climático depende en primer lugar del fortalecimiento del consenso social en torno a las políticas para reducir las emisiones de carbono (en lugar de al revés). Las etiquetas de polarización y antagónicas es poco probable que sean útiles para lograr esto. Cualquiera que sea la etiqueta que se elija aplicar a la incertidumbre sobre el cambio climático, en el fondo, es impulsada por los valores de las personas y las creencias políticas, que se enredan con los juicios sobre la ciencia del clima. La superación de este impasse significa “apertura” del debate a decenas de puntos de vista de la competencia, en lugar de a través de las etiquetas forzadas y categorías lingüísticas.

El verdadero reto está en crear un coro de voces que pueden tener perspectivas muy diferentes, sin embargo con el objetivo común de un clima estable y seguro para todos, o lo que es lo mismo olvidarnos de “grupos de poder”, “lucha de facciones”…,  alimentando “forma de vida”, “sistema de valores”, “visión de mundo”…, que aunque, en literatura ambos tipos pertenecen a la categoria linguistica de frases con preposición todo parece indicar un consenso social amplio con estas últimas.

Tal vez necesitamos una nueva etiqueta para este tipo de enfoque… ¿alguna sugerencia?


Deja un comentario

Guárdelo en el suelo

“Ustedes han estado negociando durante toda mi vida”, dijo el estudiante canadiense Anjali Appadurai mientras permanecía de pie en el podio en la conferencia internacional sobre el clima de 2011 en Durban, Sudáfrica.

En los 23 años de historia de estas negociaciones, entonces, no se ha producido ninguna mención para dejar los combustibles fósiles en la tierra. La atención se ha centrado en la regulación de las emisiones, no en la regulación de la producción. Por otro lado romper este silencio parece más un requisito sin el cual escasamente se podría conseguir el objetivo principal, detener el cambio climático.

0e766df3-7de3-440d-8431-9cee5b1d6a7e-1020x612

Es importante resumir que existen tres hechos fundamentales que reflejan el estado actual:

  1. La aceptación por parte de la comunidad científica relacionada con el clima de la percepción dominante del calentamiento global hecho por el hombre.
  2. La asunción y el reconocimiento prácticamente de todos los gobiernos del peligro que conlleva la manipulación del clima que ha permitido que la sociedad humana prospere.
  3. El calentamiento que experimentamos será más o menos en función de la cantidad total de carbono que emita la sociedad global y es acumulativo.

 

En diciembre, los representantes de 196 países se reunirán para negociar un acuerdo internacional sobre cambio climático cuyo núcleo central va a estar en la regulación de las emisiones, sin embargo, las reservas de petróleo, gas y carbón que las empresas planean quemar emitirán cantidades de carbono que nos llevarán más allá de ese objetivo. Si continuamos con nuestra trayectoria actual, los científicos estiman que vamos a superar el aumento de 2ºC a mediados de siglo, por lo tanto poner el foco también en la regulación de la producción se hace necesario, es decir, fiar en las negociaciones como único recurso no parece suficiente como lo demuestran nuevas estructuras aprobadas y permisos de extracción de zonas consideradas antes como intocables.

La campaña de desinversión lanzada en Enero de este año por periodistas, científicos, economistas y estadistas a nivel mundial es tan importante como las conversaciones que puedan llegar a producirse.

En conclusión tenemos mucho más petróleo, carbón y gas del que podemos quemar de manera segura. Para todos los millones de palabras escritas sobre el cambio climático, el desafío realmente se reduce a esto: el combustible es de enorme utilidad, masivamente valioso y de gran importancia geopolítica, pero la lucha contra el calentamiento global significa dejar la mayor parte en el suelo, por elección.