Critical Thinking


Deja un comentario

Donde estan las llaves…

En el último cuarto del siglo XX la temperatura media en la superficie de la tierra fue acelerándose inexorablemente de forma notoria. Luego para sorpresa incluso de los científicos este aumento se ralentizo. La concentración de dióxido de carbono en la atmósfera de la tierra siguió aumentando, de hecho, es mayor hoy de lo que ha sido durante siglos, sin embargo durante los últimos 15 años según la manera convencional de medir el calentamiento global, el planeta no parece haberse vuelto más caliente.

¿Cómo se explica este giro inesperado de los acontecimientos, y que significa para la futura política climática?

La ralentización en la subida de las temperaturas de superficie es real. Se puede observar en las mediciones de la superficie del mar y por satélite de la troposfera, la razón es que la temperatura superficial es un pobre indicador del calentamiento inducido por el hombre. Lo que los científicos han descubierto es que en lugar de calentar la superficie el exceso de calor que se genera se ha ido a los océanos más profundos.

08_2_Ocean
Esto pone en entredicho algunas de las estrategias internacionales, como las destinadas a la prevención de la temperatura global de la superficie de la Tierra aumente más de 2°C por encima de la media preindustrial.
Los científicos probablemente no transmiten adecuadamente al público que sus proyecciones para el calentamiento futuro se basan en modelos que dan cuenta sólo para el cambio causado por las emisiones de gases de efecto invernadero (forzados). Pero lo que se observa en la superficie incluye no forzados como las fluctuaciones de El Niño y La Niña y el ciclo de las fluctuaciones del Gran Cinturón Transportador pensado para enterrar calor en el océano profundo periódicamente, que existía incluso antes de que los seres humanos aportasen cantidades significativas de carbono a la atmósfera, de forma natural.
Dada la masiva capacidad de almacenamiento de calor de los océanos, la determinación de la cantidad de calentamiento que permanece en la superficie durante el transcurso de décadas es una tarea muy difícil. Aunque el reto empieza a apreciarse, las proyecciones actuales de la temida marca de calentamiento (2º) aún tienen que tomar en cuenta los ciclos oceánicos variables.
El contenido de calor de los océanos se mide por una red de más de 3.000 flotadores robotizados repartidos por todas las aguas del mundo, que habitualmente se sumergen 2.000 metros bajo la superficie. La temperatura que miden es transmitida a los satélites en órbita y puesta a disposición en línea a cualquier persona en tiempo casi real. Para facilitar la interpretación, el contenido de calor de los océanos se puede convertir fácilmente a una temperatura media después de dividir por una constante. Con el tiempo, los modelos podrían demostrar cómo relacionar esta nueva métrica global con el impacto climático regional.

Ostras en criaderos en Oregon y Washington están mostrando los efectos de la acidificación de los océanos

Ostras y mejillones en criaderos de Oregon y Washington están mostrando los efectos de la acidificación de los océanos

Los modelos informáticos sugieren que el dióxido de carbono está aumentando a través de la actividad humana alrededor de 100 a 1.000 veces más rápido que los procesos de meteorización que producen alcalinidad puedan mantener el ritmo, señaló Waldbusser. Un estudio de Nature Climate Change basado en sus investigaciones describen los mecanismos por los que bivalvos jóvenes crean sus conchas, los investigadores encontraron que las ostras y los mejillones jóvenes tuvieron que construir sus conchas dentro de las primeras 48 horas para comenzar con éxito la alimentación a un ritmo lo suficientemente rápido para sobrevivir, y que la tasa de fomento de la cáscara requeriría gran cantidad de energía, por lo tanto, en presencia de agua ácida, tuvieron que desviar demasiada energía para el crecimiento de la concha y carecían de la energía para nadar y conseguir comida.
La búsqueda científica intensiva para una explicación de la pausa en el calentamiento global en la superficie de la tierra ha llevado a una mejor comprensión del complejo funcionamiento del clima. Se confirma la teoría largamente sostenida de que la tierra tiene un presupuesto de energía que se ve afectada por perturbaciones de radiación en la parte superior de la atmósfera, aunque determinar la parte entre la superficie y los océanos más profundos han sido difíciles.
Nadie sabe cuánto tiempo la pausa actual va a durar. Sin embargo, en algún momento, los ciclos naturales cambiarán, los océanos dejarán de absorber la mayor parte del calentamiento del planeta y las temperaturas de superficie comenzarán a subir de nuevo. Cuando lo hagan podemos esperar el rápido ritmo observado a finales del siglo XX, cuando la temperatura de la superficie se incrementó en aproximadamente 0,17 grados centígrados cada diez años.
Mientras tanto, si el riesgo global de nuestro entorno se ha reducido en la pausa sigue siendo una cuestión abierta.

…en el fondo del mar

 


6 comentarios

Concurso Internacional de dibujo medioambiental infantil que organiza UNICEF

El Concurso Internacional de dibujo medioambiental infantil que organiza UNICEF y que patrocina IQNet  y JQA llega a su XVI edición con el propósito de  transmitir un mensaje de respeto y concienciación con el medioambiente y mostrar el compromiso de las generaciones futuras con la preservación de los recursos naturales. Para hacer más amplia la difusión de esta iniciativa, puedes descargar el programa y la inscripción en el PDF adjunto. Bases del concurso y formulario para participar (en inglés) Ver Documento, formato PDF.

Captura

 

So, after this, what do you think the Earth would want to say?

So, after this, what do you think the Earth would want to say?

 

 

 


Deja un comentario

Una verdad incómoda. Al Gore.

una-verdad-incomoda-2006Una Verdad Incómoda (An Inconvenient Truth) es un documental estadounidense presentado por el ex vicepresidente de los Estados Unidos durante el mandato de Bill Clinton, Al Gore, sobre los efectos del calentamiento global generado por la actividad humana sobre el planeta Tierra.

Por la autoría de este documental, Al Gore obtuvo el Premio Nobel de la Paz en octubre de 2007, premio que comparte con el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC) de Naciones Unidas. Al Gore ya había ganado en 2007 el Premio Príncipe de Asturias de Cooperación Internacional, así como el Oscar en 2006 a Mejor Documental y Mejor Canción Original para I Need to Wake Up.

La base de la argumentación de Al Gore es que el calentamiento global es real y producido por la actividad humana durante muchos años. Esta argumentación está sostenida por investigaciones actuales.

En 2007 se produjo un documental llamado La gran farsa del calentamiento global donde un grupo de negacionistas del cambio climático exponen sus puntos de vista y su completa oposición a los comentarios y explicaciones de Al Gore en este documental. El especialista danés y ex miembro de organizaciones ecologistas, Bjorn Lomborg, hizo una feroz crítica al filme.

Dicha película se basa en la crítica de que la visión de algunos científicos de los países del primer mundo, como la propuesta por Al Gore, puede frenar el desarrollo de los países del tercer mundo. Señala que si se quiere que los países de tercer -o cuarto- mundo se desarrollen y puedan tener energía, luz, medicinas,transporte, etc, inevitablemente habrá emisiones de CO2 hacia la atmósfera.


Deja un comentario

Evidencias satelitales.

En diciembre de 1999 la NASA lanzó un satélite que abrió una nueva era en nuestra capacidad de ver, medir y comprender la Tierra. El satélite llamado Terra. Terra está todavía en activo, recogiendo datos sobre la tierra, la atmósfera y los océanos. En 2002 y 2004  Aqua y Aura siguieron. Estos son los tres satélites emblemáticos de Sistema de Observación de la Tierra de la NASA  y que ahora consta de una flota de 18 satélites que han revolucionado nuestra capacidad de observar nuestro planeta desde el espacio.

Esta visión global no sólo ofrece impresionantes imágenes, sino también información de vital importancia sobre cómo la Tierra está cambiando.

Colapso de la plataforma de hielo Larsen B en la Antártida, fotografiado 31 de enero hasta el 13 de abril de 2002. Crédito de la imagen: Observatorio de la Tierra de la NASA

Un año del ciclo de la vegetación mundial, mostró variaciones estacionales en diferentes partes del mundo. Crédito de la imagen: Goddard de la NASA Scientific Visualization Estudio

La imagen muestra el cambio en el hielo marino y la absorción solar en los meses de verano en el Ártico entre 2000 y 2014, azul muestra donde el hielo marino ha disminuido, y rojo muestra que la absorción de la radiación solar ha aumentado en los últimos 15 años. Crédito de la imagen: Goddard de la NASA Scientific Visualization Estudio

Contaminación por dióxido de nitrógeno, un promedio anual por 2005-2011, ha disminuido en los Estados Unidos. Crédito de la imagen: Goddard de la NASA Scientific Visualization estudio / T. Schindler

Un año de incendios africanos se muestran en rojo en el transcurso de 2006. Crédito de la imagen: Goddard de la NASA Scientific Visualization Estudio

Las observaciones satelitales muestran que el  hielo global del mar ha disminuido en los últimos 15 años debido al cambio climático. Crédito de la imagen: Goddard de la NASA Scientific Visualization Estudio

El CO2 se acumula en el invierno del hemisferio norte y la primavera, a continuación, la fotosíntesis de la vegetación absorbe en verano. Crédito de la imagen: Goddard de la NASA Scientific Visualization Estudio

La concentración mínima de ozono sobre la Antártida 1979-2013. Crédito de la imagen: Goddard de la NASA Scientific Visualization Estudio


Deja un comentario

Burbuja financiera vs burbuja climatica

La naturaleza de una crisis es su imprevisibilidad. Todos fuimos testigos durante la crisis financiera, una reacción en cadena de fallos  se produjo a partir de una parte del sistema  a la siguiente. Es fácil ver una sola parte pero no  calcular el efecto dominó que resulta. Ese tipo de contagio casi se llevó al sistema financiero mundial. Millones sufrieron. Muchos todavía lo hacen.

Estamos cometiendo el mismo error hoy en día con el cambio climático . Estamos viendo una burbuja climática que plantea enormes riesgos para el medio ambiente y la economía. Las señales de advertencia son claras y creciendo. Esta es una crisis que no podemos darnos el lujo de ignorar.  Tenemos que actuar ahora, a pesar de que hay mucho desacuerdo no debemos perder de vista los profundos riesgos económicos de no hacer nada.

 Mirando al 2008, es fácil ver las similitudes entre la crisis financiera y el desafío climático ahora.

Construimos en exceso endeudándonos, las emisiones de GEI superan los límites permitidos, ahora. Crédito fácil para financiar las viviendas, fomento excesivo de los combustibles en base a carbono, ahora. Expertos financieros entonces, los científicos del clima, ahora, tratando de entender lo que ven para modelar los futuros posibles. Riesgos potenciales de ser tremendamente perjudicial para una economía globalizada y el clima global, ahora.

Se evitó una catástrofe económica en el último minuto por rescatar un sistema financiero en colapso a través de la acción del gobierno. Pero el cambio climático es un problema más difícil de resolver. El dióxido de carbono que le estamos enviando a la atmósfera permanece allí durante siglos.

Hace menos de 10 años, el mejor análisis preveía que el derretimiento del hielo marino en el Ártico significaría veranos casi libres de hielo a finales del siglo XXI. El hielo se está derritiendo tan rápido que los veranos del Ártico prácticamente sin hielo podrían estar aquí en la próxima década o dos. La falta de hielo reflectante significa que más calor del sol será absorbido por los océanos, lo que acelera el calentamiento de ambos, océanos y  atmósfera, y en última instancia, el aumento del nivel del mar.

Foto:justin-lewis

Foto:justin-lewis

Los científicos han identificado una serie de umbrales potenciales  que, una vez cruzados, podrían causar, cambios irreversibles. No saben exactamente cuándo vamos a llegar a ellos, pero saben que debemos hacer todo lo posible para evitarlos. Las tendencias no están a nuestro favor.

Peor aún, en mayo, dos estudios independientes descubrieron que uno de los mayores umbrales ya ha sido alcanzado. La capa de hielo de la Antártida occidental ha comenzado a derretirse, un proceso que los científicos estiman que puede durar siglos, pero que con el tiempo podría elevar los niveles del mar en hasta 14 pies (más de 4 m.). Ahora que este proceso ha comenzado, no hay nada que podamos hacer para deshacer la dinámica subyacente. Dentro de 10 años serán otros los umbrales en ser cruzados.  

Para proteger a la ciudad de Nueva York, del crecimiento de los mares y las mareas se espera que cueste al menos $ 20 mil millones inicialmente, y, finalmente, mucho más. Y eso es sólo una ciudad costera. ¿Alguien puede calcular el coste de nuestras ciudades? Somos una península. ¿Y nuestras islas?

Es cierto que existe incertidumbre sobre el momento y la magnitud de estos riesgos y muchos otros. Pero aquellos que dicen que la ciencia es inestable o la  acción es demasiado costosa están simplemente tratando de ignorar el problema.  Viendo el cambio climático en términos de evaluación  y gestión de riesgos (la espera de más información antes de actuar) realmente están asumiendo un riesgo muy elevado. Nunca sabremos lo suficiente para resolver todas las incertidumbres. Pero sabemos lo suficiente como para reconocer que tenemos que actuar ahora.  Entre los científicos del clima y economistas que han dedicado sus carreras a esta cuestión no hay prácticamente ningún debate entre ellos, el planeta se está calentando y  la quema de combustibles fósiles es en gran parte responsable.

Foto: justin-lewis

Foto: justin-lewis

En un futuro con tormentas más severas, sequías más profundas, temporadas de incendios más largas y crecimiento de los mares que ponen en peligro las ciudades costeras pondría a la economía en riesgo al ignorar el cambio climático. Este es el cortoplacismo. Hay una tendencia, sobre todo en el gobierno y la política, para evitar centrarse en los problemas difíciles hasta que pincha el globo. Seríamos tontos de esperar que eso suceda a nuestro clima. A nuestros hijos o nietos, no debemos dejarlos con los costos económicos y ambientales del cambio climático. La gestión del riesgo es un principio conservador, como es la preservación de nuestro medio ambiente natural para las futuras generaciones.

La solución puede ser  facultar al mercado para encontrar la respuesta más eficiente. Podemos hacer esto al poner un precio a las emisiones de dióxido de carbono, un impuesto sobre el carbono. Poner un precio a las emisiones creará incentivos para desarrollar nuevas tecnologías energéticas más limpias.

Muchos economistas respetados, de todas las tendencias ideológicas, apoyan este enfoque. Podemos debatir la fijación de precios y la política de diseño apropiado y la forma de utilizar el dinero generado. Pero un precio al carbono cambiaría el comportamiento de los individuos y las empresas. Al mismo tiempo los subsidios deben ser eliminados. La energía renovable puede competir con los combustibles sucios una vez que los costos de la contaminación se contabilizan.

Este problema no se puede resolver sin un fuerte liderazgo por parte de los países en desarrollo. Europa y Estados Unidos son capaces de desarrollar nuevas tecnologías e innovar, a la vez este ultimo país junto con China son los dos mayores emisores de dióxido de carbono, no vamos a ser capaces de convencer a otros contaminadores de carbono a tomar las medidas urgentes que se necesita si no estamos haciendo todo lo que podemos hacer para frenar las emisiones de carbono y mitigar nuestros riesgos.

 Elaborar políticas que utilicen las fuerzas del mercado para ofrecer incentivos a los avances tecnológicos necesarios para hacer frente al cambio climático y la colocación de un impuesto sobre las emisiones de dióxido de carbono parece lo más razonable. 

El papel de los gobiernos, cada vez más, será llamado a ayudar a las comunidades y regiones afectadas por desastres relacionados con el clima como las inundaciones, las malas cosechas causadas por la sequía y las condiciones meteorológicas extremas, como tornados, huracanes y otras tormentas violentas. Todos vamos a estar pagando esos costos. No una vez, sino muchas veces.

El cambio climático es el reto de nuestro tiempo. Hemos visto y sentido los costos de subestimar la burbuja financiera. No vamos a ignorar la burbuja climática. Hay un tiempo para la valoración de la prueba y un tiempo para actuar.


Deja un comentario

The Cove. Un ejemplo de la necesidad de reformulación de las Politicas Publicas.

La película reseña el viaje del ex entrenador de delfines Ric O’Barry para documentar las operaciones de cacería y matanza de delfines en Taiji, Japón. El filme fue dirigido por el ex fotógrafo de National Geographic, Louie Psinhoyos. La película fue realizada por un grupo de activistas durante 2007, utilizando micrófonos submarinos y cámaras de alta definición disfrazadas. El documental ganó el Premio de la Audiencia del 25º Festival de Cine de Sundance de 2009

 


1 comentario

El bueno, el feo y el malo

Groenlandia es la isla más grande del mundo y sin embargo sus habitantes suman  tan sólo 57.000 personas. Un país hecho principalmente de hielo, está aislado y en gran parte intacto.  Debido a la extrema dureza del terreno, con inviernos de oscuridad total y veranos de veinticuatro horas de luz solar, el pueblo Inuit ha sostenido la vida con los únicos recursos a los que tienen acceso , las criaturas del mar y mamíferos árticos de la tierra. La vida del cazador o pescador no es fácil. Responsable de proporcionar casi toda la comida y ropa para sus pequeñas comunidades, la caza es una parte esencial de la cultura Inuit ser un cazador o pescador se utiliza para mantener un lugar honorable en la sociedad, ya que requiere habilidad, paciencia y una gran cantidad de resistencia. Cada parte de la matanza es utilizarla para un propósito diferente. La piel se curte y se utiliza para la ropa,  para las botas, chaquetas, sombreros o esteras para dormir, los dientes y colmillos tienen un significado espiritual a veces tallada en figuras o transformado en útiles herramientas. Muy diferente  de matar a un animal para extraer una sola pieza preciada, la caza Inuit es para sobrevivir, el comercio de otros productos necesarios y tratar de mantener la naturaleza y todos sus habitantes en un equilibrio. La caza de los alimentos con el fin de sostener la vida es la naturaleza de todas las criaturas de la tierra y bajo el agua. El portavoz de los cazadores Qaanaaq afirma: «El científico dice que no hay muchos narvales o morsas, con nuestros ojos podemos ver un montón  de animales y tratamos  de explicarlo a nuestro gobierno pero ellos sólo siguen a los científicos. Si hay demasiadas focas que están comiendo demasiados peces, el círculo se rompe. Están tratando de matar a nuestra cultura,   porque queremos retener el círculo de la vida como cazadores». Muchas personas dentro y fuera de Groenlandia dicen que este equilibrio se rompe. En Groenlandia, no hay vacas o pollos, pero hay focas, narvales, el halibut y el oso polar. En la mayoría de los lugares, los seres humanos ya no tienen que cazar para alimentarse, los seres humanos no tienen que temer un aumento o caída en ciertas poblaciones de animales o peces de los que dependen para vivir. Con los suministros del mercado de comestibles la mayoría de nosotros no solo cojemos lo necesario para sobrevivir, sino vivir con bastante comodidad.

Foto-70 DEGREES WEST

Foto-70 DEGREES WEST

Los océanos del mundo son enormes y profundos, sin embargo, la tecnología que avanza rápidamente y la búsqueda de extracción de recursos de fondos antes inalcanzables está empezando a poner los mares profundos en la cúspide del peligro como ya confirmaba en abril de 2.014 el V Informe del IPPC, añadiéndose ahora la mano del hombre a través de un nuevo estudio de la OSU que analiza cómo explotar los recursos de los océanos los han puesto en peligro.

Los científicos advierten contra la explotación del océano profundo. El mar profundo es el más grande hábitat de la Tierra, es increíblemente importante para los seres humanos y se enfrenta a una gran variedad de factores de estrés por el  aumento de la explotación humana y los impactos del cambio climático.

Según Andrew Thurber, científico marino, de la Universidad Estatal de Oregón. El mar profundo es importante en muchos procesos críticos que afectan el clima de la Tierra, actuando como un «sumidero» para el efecto invernadero ayudando a contrarrestar el crecimiento de cantidades de dióxido de carbono emitido en la atmósfera. También regenera los nutrientes a través de turgencias que alimentan la comida marina en los sistemas costeros productivos tales como el noroeste del Pacífico de los Estados Unidos, Chile y otros. Cada vez más, la pesca y las  industrias mineras van más profundas en los océanos para extraer recursos naturales.

Hay amenazas adicionales a estos hábitats únicos, incluyendo acidificación de los océanos, el incremento de las  temperaturas a mas profundidad (hasta 750 m) y posibles cambios en la circulación oceánica a través del cambio climático. «Una de las preocupaciones es que muchas de estas áreas están en aguas internacionales  y fuera de cualquier jurisdicción nacional”. Sin embargo, los impactos son globales, por lo que necesitamos un esfuerzo global para comenzar a proteger y gestionar estos clave y vastos hábitats».

Universidad Estatal Oregon

Universidad Estatal Oregon

El cuatro de septiembre de este año un tribunal federal de los Estados Unidos fallo que BP actuó con negligencia grave en el  Golfo de México, ahora se enfrenta a $17,6  mil millones en nuevas multas pero para aquellos, que pasan sus días de trabajo tratando de llevar las playas y los ecosistemas del Golfo sucios de nuevo a la vida desde que la plataforma petrolera Deepwater Horizon explotó ese fatal Abril de hace cuatro años –mató a 11 trabajadores y envió millones de barriles de petróleo al mar- es considerado poco y tarde.

El Luisiana Plan Director Costero 2012 ha identificado más de 100 proyectos que podrían ayudar al Estado a recuperar sus áreas terrestres costeras – que se enfrentan a una serie de retos, además del derrame de petróleo. El costo total sería de $ 50 mil millones y hasta la fecha, apenas, se han financiado proyectos.

El nuevo fallo en contra de BP no destinará automáticamente el dinero para estos proyectos. Mientras tanto el daño ambiental aumenta cada día que pasa y la Corporación que ya ha gastado 28 mil millones de dólares en multas, limpiezas, indemnizaciones y lo indecible en abogados se prepara para apelar, en un comunicado BP dijo que está en total desacuerdo con la decisión, desea que la culpa sea compartida entre sus socios. ¿Cuánto tiempo tardará esto? Nadie lo sabe.

A día de hoy, más de 300 km de la costa de Luisiana permanecen sucias del derrame de petróleo, y grandes tormentas a menudo arrastran  las bolas de petróleo y alquitrán a tierra.

La mitad de los 200 millones de galones de petróleo crudo que se derramaron en el Golfo permanece en el océano, y los efectos del petróleo sobre el ecosistema y la vida silvestre están bien documentados y perduran.

El fallo se erige como un hito en el derecho ambiental, dado que este fue el mayor derrame de petróleo en alta mar en la historia estadounidense, segun dijeron los expertos legales,  y sirve como una advertencia para las compañías petroleras que siguen para perforar en aguas profundas del Golfo de México, donde altas presiones y temperaturas en los pozos  prueban las tecnologías más modernas de perforación.

La decisión también ensombrece el futuro de BP. Su reputación ha sido mancillada y participaciones importantes en Rusia están en riesgo debido a las tensiones en Ucrania. Además de los $ 28 mil millones en pagos de siniestros y costos de limpieza que ha pagado, BP se ha visto obligado a desprenderse de más del 10 por ciento de sus reservas de petróleo y gas, así como las tuberías de valor y las instalaciones de refinación para pagar las reclamaciones y aumentar su rentabilidad. Las acciones de BP cayeron casi un 6 por ciento el día que se conoció la sentencia.

El esfuerzo apresurado a cerrar temporalmente una operación de perforación que estaba por encima del presupuesto dio lugar a lo que el juez llama «una cadena de fallos» que culminó con la explosión y derrame.

El fuego a bordo de la plataforma de perforación Deepwater Horizon mató a 11 trabajadores.

El fuego a bordo de la plataforma de perforación Deepwater Horizon mató a 11 trabajadores.

 El nexo común en los tres casos es la necesidad de una Gobernanza Ambiental asumida por todos los países y que se cumpla de acuerdo con leyes internacionales fijadas por la ONU. Los Inuit deben obtener los recursos necesarios para preservar su cultura sin miedo a multas o sanciones. Los científicos deben tener recursos y tiempo para obtener los mejores resultados con las mejores prácticas. No es de recibo que se considere como un hito la multa medioambiental que deberá pagar BP por tener prisa, ni que se tarde tanto tiempo en ejecutar una sanción, en la que desgraciadamente las victimas no serán recuperadas. El caso del Prestige es aun más vergonzoso, si cabe, que el expuesto ya que la responsabilidad se diluyó, como el tiempo en resolverse.

 

 

 


Deja un comentario

¿Que está pasando?

Recientemente se han producidos dos sucesos preocupantes relacionados con el cambio climático que se han paseado por las primeras páginas de los periódicos y han sido motivo de debate a todos los niveles.

Una afirmación aparecida en el Wall Street Journal, el calentamiento global “se ha detenido”, incluso en algunos medios  han publicado“se ha reducido”.

El columnista  del Wall Street Journal que sostuvo que puede no ser necesaria una acción urgente sobre el clima, después de todo, está desacreditado por la comunidad científica internacional por sus extravagantes afirmaciones que se suceden desde hace tiempo sin ninguna base. El mismo WSJ tuvo que ponerle en cuarentena a raíz de un artículo en 2013.

Es evidente que los registros de temperatura minimizan la tasa de calentamiento, ya que faltan datos clave desde lugares de difícil acceso en el Ártico y en África  que están calentando a un ritmo considerablemente más rápido que el promedio mundial. Las estaciones meteorológicas son escasas en los polos y en los desiertos, y las mediciones irregulares de la temperatura en una escala mundial pueden influir en los registros de temperatura. Cuando las técnicas más avanzadas se despliegan para llenar los vacíos de datos, el modelo muestra que el ritmo de calentamiento, de hecho, no ha disminuido ni se ha detenido.

El calor atrapado que afecta realmente a la atmosfera es el 2%,  y el 90 por ciento termina en el océano, debido a que la capacidad térmica del océano es tan grande se necesita mucha más energía para elevar la temperatura del océano del que se necesita para calentar el ambiente. Así que la enorme cantidad de energía que está acumulando el océano no es tan obvia pero si muy alarmante, como se desprende del último informe del  Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC) en el apartado relativo a los océanos.

Hay "falta de datos en la red de estaciones del tiempo, especialmente en el Ártico," el lugar de más rápido calentamiento del planeta. Cuando se agrega el Ártico de nuevo en (líneas gruesas), gran parte de la llamada hiato en el calentamiento global de la temperatura de superficie se ve en los datos sin corregir (líneas finas), se desvanece. Vía Clima verdadero .

Hay «falta de datos en la red de estaciones del tiempo, especialmente en el Ártico,» el lugar de más rápido calentamiento del planeta. Cuando se agrega el Ártico de nuevo en (líneas gruesas), gran parte de la llamada hiato en el calentamiento global de la temperatura de superficie se ve en los datos sin corregir (líneas finas), se desvanece. Vía Clima verdadero .

Tampoco debería sorprendernos ( indignarnos, si) que el poder político muestre su cara más oscura en boca del  primer ministro australiano, Tony Abbott, quien en el pasado ha llamado «una mierda absoluta» el calentamiento global, anunció el lunes que no iba a participar en la cumbre de la ONU sobre el cambio climático el 23 de septiembre en sí mismo no sería noticia, todo el mundo conoce su filiación, pero el gobierno que lidera solamente en el año en curso, ha dado su visto bueno en enero al proyecto de descarga en las aguas del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco el dragado de residuos – hasta tres millones de metros cúbicos – como parte de un plan de actualización del puerto de exportación de carbón en Abbot Point, al norte del Estado de Queensland (noreste). Esta decisión causó un escándalo. La Unesco instó Australia aplicar medidas para proteger el sitio y evitar su colocación en lista del Patrimonio Mundial en Peligro en 2015  la Gran Barrera de Coral, extensión de 345.000 km2 a lo largo de la costa oriental, la más grande del mundo con 3000 «sistemas» de arrecifes y cientos de islas tropicales. Durante años la barrera está sufriendo por el calentamiento global, la propagación de un coral de estrella de mar, asumiendo las descargas masivas de nitratos y pesticidas de granjas y el desarrollo industrial en la costa debido al auge de la minería. El Fondo Mundial para la Naturaleza dijo que «miles de millones no millones» de dólares tienen que ser invertidos en el arrecife para reducir la contaminación y reparar los ecosistemas degradados.

Como guinda en el pastel el gobierno que preside este eco-escéptico derogaba en julio el impuesto sobre el carbono, introducido por el anterior gobierno laborista.

 El archivo muestra blanqueo en un arrecife de coral a medio camino en la isla de Australia Gran Barrera de Coral  © AIMS / AFP / Archivo Ray Berkelmans

El archivo muestra blanqueo en un arrecife de coral a medio camino en la isla de Australia Gran Barrera de Coral
© AIMS / AFP / Archivo Ray Berkelmans

La respuesta la encontramos a la vuelta de la esquina: el 23 de septiembre se celebra la Cumbre del Clima de las Naciones Unidas, el primer paso junto con Lima para llegar a un consenso en Paris 2015, y no debería extrañarnos ya que están en juego intereses de corporaciones muy poderosas y poderes políticos cuyos únicos objetivos están estrechamente fundamentados en desempeños económicos sin importarles lo más mínimo el futuro próximo del planeta que demandamos la sociedad civil para nosotros y nuestras generaciones futuras. Debemos confiar en la comunidad científica.


Deja un comentario

El acaparamiento de océanos y mares

Los agricultores y los pescadores en pequeña escala proporcionan alimento para una gran parte de la población del mundo en formas que sustentan los medios de vida rurales, las culturas y ecologías.

1oregon

 

El acaparamiento está afectando negativamente a las personas y comunidades cuya forma y medios de vida y la identidad cultural, dependen de su participación en la pesca a pequeña escala. Los pescadores artesanales y las comunidades pesqueras, en el Sur y el Norte del planeta están cada vez más amenazados y se enfrentan a fuerzas poderosas que están cambiando drásticamente los regímenes de derechos de acceso existentes y los modelos de producción en el sector pesquero. Este proceso está dando lugar no sólo a la disminución de control por parte de los pescadores en pequeña escala sobre estos recursos, sino también en muchos casos a su destrucción ecológica y desaparición. Se está desarrollando en todo el mundo a través de una gran variedad como aguas marinas, aguas continentales, ríos y lagos, deltas y humedales, manglares y arrecifes de coral.

Ocurre principalmente a través de políticas, leyes y prácticas que se  definen como  asignación de acceso, uso y control de los recursos pesqueros fuera de los pescadores artesanales y sus comunidades, a menudo con poca o nula preocupación por el medio ambiente y sus consecuencias. Los sistemas de derechos de tenencia existentes de pesca consuetudinaria y comunal, en la práctica de uso y utilización están siendo ignorados. Abiertamente significa  prendimiento del control por parte de poderosos actores económicos de la toma de decisiones en torno asuntos cruciales, incluyendo el poder de decidir cómo y con qué fines se utilizan los recursos marinos, la conservación y ordenación, ahora y en el futuro. Como resultado, estos actores poderosos, cuya principal preocupación es la obtención de beneficios, están ganando progresivamente el control de los recursos de las pesquerías y de los beneficios de su uso.

01_2_Ocean

Algunas de las instituciones claves que están allanando el camino para el acaparamiento del mar han adaptado un lenguaje basado en los derechos humanos y  argumentan que sus iniciativas de reforma política tienen su origen en la necesidad de seguridad alimentaria para todos y erradicar la pobreza. Sin embargo, muchos ejemplos en todo el mundo demuestran que el principio subyacente de guiar los procesos de reforma es una creencia ciega en soluciones basadas en el mercado que está en contraste directo a los deseos y exigencias de la sociedad civil.

El medio por el cual las comunidades pesqueras son desposeídas de los recursos de los que han dependido tradicionalmente está teniendo asimismo muchas formas. Se produce a través de mecanismos tan diversos como la (inter) gobernanza de la pesca nacional y las políticas de comercio e inversión, designaciones terrestres, costeras y marinas » de no extracción», áreas de conservación, las políticas de (eco) turismo y energía, la especulación financiera y las operaciones de expansión de la alimentaria mundial y la industria pesquera, incluida la acuicultura a gran escala, entre otros. Mientras tanto, el acaparamiento oceánico está entrando en una fase nueva y dramáticamente aumentada con la aparición en 2012 de la Alianza Global para los Océanos, una iniciativa liderada por el Banco Mundial que busca la privatización de los regímenes de derechos de propiedad de los recursos acuáticos y planos de conservación basados ​​en el mercado de arriba hacia abajo.

10154036_620459644710137_48499148_n

 

Desarrollado por el capital y su afán de lucro, la actual ola de recintos destinados a las pesquerías del mundo y el océano y tierra adentro de los recursos hídricos se está llevando a cabo en el mismo contexto que el acaparamiento global de tierras. El último se refiere a la escalada reciente y en curso en el uso cambiante de la tierra y sus recursos asociados (como el agua) y usos de mano de obra (como la agricultura de subsistencia) a pequeña escala. A gran escala, intensiva en capital, recursos que se agotan por el uso de los monocultivos industriales, extracción de materias primas y la generación de energía hidroeléctrica a gran nivel, integrados en una infraestructura cada vez mayor de industrias y mercados globales se está llevando a cabo en el entorno más amplio de cambio mundial económico, financiero, climático y dinámica ambiental. Como resultado, una revaluación fundamental de los recursos naturales está actualmente en curso. Esta revalorización señala un intento de arrebatar tierra,  agua, pesca y los bosques y sus recursos relacionados lejos de su afianzamiento en funciones sociales y significados culturales y con un gobierno arraigado en los principios de los derechos humanos,  pero cerca  de la desnacionalización local al conducir estrechamente fundamentados en desempeños económicos e  impulsados por el mercado y la privatización.

A pesar de un foco cada vez mayor en este fenómeno general, en gran parte ignorado en los círculos académicos y activistas, el acaparamiento de océanos y mares en sus diversas formas está socavando los derechos y las aspiraciones de millones de personas que dependen de la pesca continental y marina en pequeña escala en todo el mundo. Tenemos la urgente necesidad de prestar una mayor atención.  

 

 

 

 

 


Deja un comentario

La guerra por el agua. Oro azul

A nivel global, la cobertura de instalaciones mejoradas de saneamiento apenas superó la marca de 60% en 2008 en comparación con 54% en 1990; más de 2.500 millones de personas aún carecen de acceso a servicios de saneamiento. La mitad de la población en regiones en desarrollo no cuenta con acceso a instalaciones mejoradas de saneamiento. En todas las regiones la cobertura en zonas rurales está rezagada en relación con la cobertura en las ciudades. De seguir avanzando al ritmo actual el mundo no cumplirá la meta, contenida en los ODM, de reducir a la mitad, para 2015, la proporción de personas sin acceso a servicios mejorados de saneamiento. De hecho, de seguir avanzando al ritmo actual, no se logrará que 75% de la población mundial cuente con inodoros de desagüe y otras formas mejoradas de saneamiento antes del año 2049 (ONU, 2011b).

No obstante, la buena noticia es que, de seguir la tendencia actual, el mundo cumplirá o incluso superará en 2015 la meta ODM relativa al agua potable. Para entonces, casi 90% de la población en regiones en desarrollo, en comparación con 77% en 1990, contará con acceso a fuentes mejoradas de agua potable, pero, ¿de quien serán esas fuentes de agua potable, cuál será el precio del acceso?

“Hay suficiente en el mundo para cubrir las necesidades de todos los hombres, pero no para satisfacer su codicia” Mahatma Gandhi.

La guerra por el agua. Oro azul (Español) – YouTube.