Critical Thinking

Guárdelo en el suelo

Deja un comentario

«Ustedes han estado negociando durante toda mi vida», dijo el estudiante canadiense Anjali Appadurai mientras permanecía de pie en el podio en la conferencia internacional sobre el clima de 2011 en Durban, Sudáfrica.

En los 23 años de historia de estas negociaciones, entonces, no se ha producido ninguna mención para dejar los combustibles fósiles en la tierra. La atención se ha centrado en la regulación de las emisiones, no en la regulación de la producción. Por otro lado romper este silencio parece más un requisito sin el cual escasamente se podría conseguir el objetivo principal, detener el cambio climático.

0e766df3-7de3-440d-8431-9cee5b1d6a7e-1020x612

Es importante resumir que existen tres hechos fundamentales que reflejan el estado actual:

  1. La aceptación por parte de la comunidad científica relacionada con el clima de la percepción dominante del calentamiento global hecho por el hombre.
  2. La asunción y el reconocimiento prácticamente de todos los gobiernos del peligro que conlleva la manipulación del clima que ha permitido que la sociedad humana prospere.
  3. El calentamiento que experimentamos será más o menos en función de la cantidad total de carbono que emita la sociedad global y es acumulativo.

 

En diciembre, los representantes de 196 países se reunirán para negociar un acuerdo internacional sobre cambio climático cuyo núcleo central va a estar en la regulación de las emisiones, sin embargo, las reservas de petróleo, gas y carbón que las empresas planean quemar emitirán cantidades de carbono que nos llevarán más allá de ese objetivo. Si continuamos con nuestra trayectoria actual, los científicos estiman que vamos a superar el aumento de 2ºC a mediados de siglo, por lo tanto poner el foco también en la regulación de la producción se hace necesario, es decir, fiar en las negociaciones como único recurso no parece suficiente como lo demuestran nuevas estructuras aprobadas y permisos de extracción de zonas consideradas antes como intocables.

La campaña de desinversión lanzada en Enero de este año por periodistas, científicos, economistas y estadistas a nivel mundial es tan importante como las conversaciones que puedan llegar a producirse.

En conclusión tenemos mucho más petróleo, carbón y gas del que podemos quemar de manera segura. Para todos los millones de palabras escritas sobre el cambio climático, el desafío realmente se reduce a esto: el combustible es de enorme utilidad, masivamente valioso y de gran importancia geopolítica, pero la lucha contra el calentamiento global significa dejar la mayor parte en el suelo, por elección.

Autor: @anicolab

@anicolab

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s